Clases de Religión

Los profesores de Religión critican la tramitación de la ley Celaá «con nocturnidad y alevosía» en plena crisis sanitaria

Denuncian «la política de hechos consumados» que lleva adelante el Ministerio de Educación «sin importarle la reflexión de todos los sectores educativos»

La Coordinadora Estatal de Plataformas de Religión ha criticado este martes “la inminente posibilidad de aprobación” de la Ley Orgánica de modificación de la LOE (Lomloe) con “nocturnidad y alevosía en pleno estado de emergencia sanitaria”.

En un comunicado, esta coordinadora que agrupa a los profesores de Religión de la escuela pública, denuncia “la política de hechos consumados” que lleva adelante el Ministerio de Educación “sin importarle la reflexión de todos los sectores educativos, ya que parte de una postura inamovible e inflexible que no busca el consenso”.

“Llevamos estudiando esta ley desde que era anteproyecto, hemos solicitado hasta en 11 ocasiones que nos recibieran para mantener un diálogo y dar a conocer nuestra postura, en una “posible” reunión que aún no se ha hecho efectiva”, critica esta organización docente.

Los profesores de Religión reinvindican que el Estado “debe garantizar el artículo 27.3 de la Constitución en nuestro sistema educativo, respetando la libertad de elección que tienen las familias para elegir el tipo de educación moral y religiosa de sus hijos”. De otra manera, añaden, “estaríamos viviendo en un estado totalitario y autoritario que busca usurpar el derecho de estas”.

La organización también manifiesta su preocupación porque el nuevo cambio legislativo en materia de educación va en detrimento de “ciertos derechos laborales básicos del profesorado de religión y en los de las familias que eligen voluntariamente esta asignatura para sus hijos”. “Es muy grave, pues, que tanto las autoridades políticas como religiosas, no sean conscientes de que este desencuentro trascienda al ámbito laboral, educativo y, lo que es peor, vulnere directamente el ámbito de las libertades fundamentales recogidas en nuestro marco legal”, advierten la coordiandora, que además reclaman un “pacto educativo” que respete a las familias y garantice la libertad de elección de las mismas.

Fuente: https://www.abc.es/sociedad/abci-profesores-religion-critican-tramitacion-ley-celaa-nocturnidad-y-alevosia-plena-crisis-sanitaria-202005051628_noticia.html

Clases de Religión

Así no, Sra Ministra de Educación

La manifestación de ayer lunes, de carácter virtual por medio de las redes sociales, y que tuvo un apoyo masivo en contra de la pretensión del Ministerio de Educación de seguir adelante con su reforma educativa, debe hacer recapacitar a los actuales responsables de ese ministerio. No son formas de actuar de unas personas a las que se les supone responsables de esta importante cartera ministerial.

Con el actual estado de conmoción producido por la pandemia, donde las familias, el profesorado y el mismo alumnado, estamos haciendo un esfuerzo nunca visto por seguir adelante con las clases, los estudios, los exámenes etc., el ministerio aprovecha esta situación para hacer una reforma educativa no consensuada, que tiene muchos frentes abiertos no resueltos, sin apenas margen para el debate social etc. Sra. ministra, creemos que ahora no toca, que así no se hacen las cosas.  

Como plataforma en defensa de la asignatura de Religión, integrada en su inmensa mayoría por familias y profesorado de centros públicos, coordinados con el resto de plataformas en otras comunidades autónomas, recordamos que esta asignatura es demandada libre y democráticamente por un alto porcentaje de familias y que esa opción está amparada en el actual marco legal y en diversos acuerdos internacionales. Por eso vemos con indignación, cómo se vuelve a ningunear en esa pretendida nueva ley la importante labor pedagógica que realiza el profesorado de religión, tratando indignamente en esta reforma a la asignatura de religión. 

Demandamos ser escuchados junto con todos los interlocutores que tengan algo que decir en esta cuestión. Apelamos a la responsabilidad de los actuales gestores del Ministerio de Educación, a que paralicen el actual proceso de reforma educativa hasta encontrar consenso social y un poco de tranquilidad y sosiego en la que ellos llaman nueva normalidad.

Clases de Religión

El PSOE no respeta la crisis del Covid-19 en su intento de aprobar cuanto antes la «Ley Celaá»

El Grupo Parlamentario socialista ha rechazado la petición del PP y de Ciudadanos para ampliar el plazo de enmiendas a la totalidad al texto educativo del Gobierno

Ni en la actual situación de paralización casi plena de la actividad económica y social, con las familias confinadas en sus casas, baja el PSOE el pie del acelerador en su intento de aprobar su proyecto de ley educativo, más conocido como « Ley Celaá», en el menor tiempo posible.

Tras el breve lapso de suspensión parlamentaria, la Mesa del Congreso, con mayoría de PSOE y Unidas Podemos, ha fijado para este viernes la fecha límite para la presentación de enmiendas a la totalidad del proyecto de ley educativo. El primer plazo se había fijado para el 31 de marzo y fue pospuesto por el cierre del Congreso. Por cortesía parlamentaria, como ley no escrita, cuando un grupo solicita una prórroga al plazo de enmiendas, se suele conceder hasta tres veces. O al menos, esa era la práctica hasta ahora. El Grupo parlamentario Popular y también Ciudadanos solicitó dicha deferencia y el PSOE se negó: «Nos han rechazado la primera solicitud», explican fuentes del PP a este periódico.

Por lo tanto, se mantendrá el plazo de mañana como tope para el registro de enmiendas a la totalidad, lo que supone un nuevo golpe a la hipotética posibilidad de un mínimo consenso en aspectos básicos abordados por la «Ley Celaá». «El Congreso no puede estar suspendido, pero sí puede haber prórrogas, y con una ley tan importante como esta a nadie le cabe en la cabeza y, además dentro de un estado de alarma, que se comience la reforma educativa del gobierno socialista; quieren meter la ley con calzador», lamentan las mismas fuentes. «Con la crisis que hay en la educación, que va a generar unas desigualdades terribles entre niños, es un absoluto sinsentido que Celaá quiera imponer una ley sectaria», apunta Marta Martín, portavoz de Educación de Cs.

La previsible presentación de una enmienda a la totalidad por parte del PP podría llevar aparejada la defensa de un texto alternativo al proyecto de ley del Gobierno. Dicho texto sería debatido en Pleno del Congreso en una fecha aún por determinar. También está fijado el plazo tope para presentar enmiendas parciales al articulado: el 29 de abril: tan solo cinco días después del plazo para las enmiendas a la totalidad. Esta premura de tiempos demuestra, una vez más, la obsesión del Gobierno por aprobar su reforma educativa, que ataca a la libertad de elección de centro y a la Religión, y relaja las formas de acceder a títulos como el de Bachillerato. Por otro lado, no están aseguradas las comparecencias de expertos en la materia, en este caso, educativa. Cuando se trata de leyes de esta envergadura y durante las enmiendas al articulado, suelen comparecer en el Congreso expertos que «ayudan» a los grupos parlamentarios a tomar ideas que pueden plasmar en sus propuestas.

El PSOE ya manifestó en alguna ocasión que quiere omitir esta fase, «porque el proyecto de ley ya recoge algunas medidas planteadas por expertos en la Subcomisión por el Pacto Educativo», activa hasta marzo de 2018. La obsesión por aprobar cuanto antes una ley sin consenso no encaja con la propuesta de diálogo planteada por Sánchez a la oposición, para reeditar los Pactos de La Moncloa, en el orden económico y social y en el que habría que añadir un Pacto Educativo. Fuentes consultadas por ABC creen que las prisas del Gobierno pueden deberse al deseo de evitar la reacción social (no hay manifestaciones posibles), a evitar el riesgo de un adelanto electoral (como sucedió en 2019) o a la intención de implantar parte de la ley en septiembre (en aquellas medidas que no necesiten desarrollo reglamentario; por ejemplo, incluir un un representante municipal en los consejos escolares de todos los centros).

Clases de Religión

Reunión de la Coordinadora de Plataformas de Religión con el Partido Popular

En la tarde de ayer, Miércoles de Ceniza, la Coordinadora Estatal de Plataformas en defensa de Religión en la Escuela fue recibida en el Congreso de los Diputados por el Grupo del Partido Popular. Por parte del P.P nos recibió la Vicepresidenta del Congreso Ana Pastor y Sandra Moneo, portavoz adjunta del PP y responsable de la Comisión de Educación en el Partido. 

Desde la Coordinadora de Plataformas mostramos nuestro rechazo una vez más por la propuesta del nuevo gobierno en torno al área de religión, que aunque no es nueva sigue en la hoja de ruta de la Ministra desde el anterior gobierno socialista. Así también, mostramos la preocupación de los docentes del área y de la precariedad que laboral que llegan a tener. Evidentemente centramos la reunión en la defensa de la asignatura de religión y de una libertad en la educación donde las familias puedan decidir la educación de sus hijos, en las repercusiones que tiene el que el área de religión no tenga una asignatura espejo, defender su propia evaluación y computabilidad como el  resto de áreas,  así como  la necesidad de que el área de Religión tenga un horario digno.

Por parte del PP hubo una muy buena aceptación de nuestras propuestas, mostrando un apoyo total a nuestra asignatura y a nuestra situación laboral. Por ello seguiremos manteniendo contacto para futuras acciones. Desde la Coordinadora hay establecidas nuevas reuniones con otras organizaciones políticas, así como con la CEE y el propio MEFP.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es 6481d8b6-c47b-4fc0-b698-64102f8cd42b.jpg

Desde la Plataforma Andaluza de Religión en la Escuela, como en otras reuniones con la Coordinadora de Plataformas, estuvo Pedro Bonilla ( MaestroPedro) Profesor de Religión Católica en Málaga y Coordinador de la Plataforma Andaluza.  

Desde esta Plataforma Andaluza de Religión en la Escuela seguiremos trabajando en la defensa del área de Religión así como de la libre elección de la educación de nuestros hijos. Por tanto sería propicio el apoyo de todos/as ( Familias, Profesorado y otras organizaciones afines). Podéis hacernos llegar el APOYO A LA PLATAFORMA escribiendo al email plataformaandaluzaere@gmail.com e indicando vuestro Nombre y apellidos, centro educativo, organización o representación, localidad y provincia.

Clases de Religión

Anulan el recorte de jornada al profesorado de Religión Católica en Ceuta y ordenan al MEFP pagarle como el curso pasado

La titular del Juzgado de lo Social número 1 de Ceuta ha estimado íntegramente la demanda interpuesta por CCOO en representación de los docentes de Religión Católica contra el Ministerio de Educación y Formación Profesional (MEFP) por la reducción de jornada que se les aplicó en septiembre y ha ordenado tanto dejar sin efecto esa resolución como que sigan cobrando “conforme a la jornada vigente durante el curso 2018-2019”, que en su inmensa mayoría era completa.

La titular del Juzgado de lo Social número 1 de Ceuta ha estimado íntegramente la demanda interpuesta por CCOO en representación de los docentes de Religión Católica contra el Ministerio de Educación y Formación Profesional (MEFP) por la reducción de jornada que se les aplicó en septiembre y ha ordenado tanto dejar sin efecto esa resolución como que sigan cobrando “conforme a la jornada vigente durante el curso 2018-2019”, que en su inmensa mayoría era completa.

Según recuerda la sentencia, a cuyo contenido íntegro ha tenido acceso Europa Press, la Subdirección General de Personal del MEFP acordó el pasado 16 de septiembre una reducción de la jornada laboral semanal de esos docentes de 25 a entre 14 y 22 horas semanales, según el caso, con efectos desde el 1 de octubre siguiente.

CCOO argumentó como pilar de su demanda que se había modificado la jornada laboral de los actores tras el inicio del curso escolar, que había comenzado el 3 de septiembre. El Ministerio, por su parte, defendió que “no se había podido realizar antes dicha modificación, ya que con anterioridad no se conocían las necesidades formativas de cada uno de los centros”, pero la magistrada ha entendido que “dicha alegación no puede ser estimada”.

“No puede excluirse la aplicación de una norma que es de obligado cumplimiento con la sola alegación que con anterioridad se desconocían las necesidades”, ha concluido la juez, que subraya que el propio Ministerio, en un escrito del 5 de noviembre de 2018 de la directora general de Evaluación y Cooperación Territorial, “ya reconoce que no es posible la modificación de la jornada tras el inicio del curso escolar y es precisamente esta la razón por la que instó a los distintos centros un informe sobre las horas necesarias y las contratadas de los profesores de Religión que necesariamente debían ser remitidos el 25 de noviembre, y así llevar a cabo las correspondientes modificaciones el 1 de septiembre de 2019, esto es, antes del inicio del curso, que fue el 3 de septiembre”.

“Con anterioridad al fin del curso 2018-2019 ya se tenía conocimiento de los alumnos que recibían clases de Religión Católica e Islámica en cada uno de los centros, se conocían cuáles eran las horas lectivas de cada uno de los profesores y, por tanto, se podía establecer con claridad cuáles eran las necesidades de cada uno de los centros en aras de llevar a cabo la modificación de la jornada con anterioridad al inicio del curso escolar”, ha remarcado el veredicto.

Fuente:lavanguardia.com

Clases de Religión

El TSJCV fija en 45 minutos a la semana la enseñanza de Religión

El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana ha rechazado un recurso presentado por la Asociación Profesional de Profesores de Religión en Centros Estatales y ha avalado la normativa autonómica que permite que esta asignatura cuente con una sola sesión de 45 minutos semanales.

En una sentencia a la que ha tenido acceso EFE y contra la que cabe recurso, que ha adelantado este lunes el diario Levante-EMV, el alto tribunal valenciano concluye que la citada asociación de profesores no ha acreditado que la norma contra la que recurría impida impartir adecuadamente la asignatura de Religión.

Es decir, que “no se ha demostrado que en ese tiempo sea imposible desarrollar un programa didáctico coherente y completo de enseñanza de la Religión Católica, por lo que el motivo de impugnación debe ser desestimado”.

Al desestimarse de forma íntegra el recurso de la Asociación de Profesores de Religión, el TSJCV ha impuesto a esta parte la totalidad de las costas procesales, con un tope de 1.200 euros.

La Abogacía de la Generalitat, en representación de la Conselleria de Educación, argumentó que “no cabe ubicar la asignatura de Religión dentro de las asignaturas troncales”, como figuraba en el decreto de 2014 y subrayando que es competencia de las administraciones autonómicas fijar el horario que se considere más adecuado.

Fuente: valenciaplaza.com

Clases de Religión

Los profesores de religión esperan que la justicia les dé la razón en su demanda contra el Ministerio

Argumentan, entre otras cuestiones, que ni se les avisó con 15 días de antelación para llevar a cabo la reducción de la jornada laboral

Son treinta los profesores afectados por estas medidas del Ministerio

Ayer quedó visto para sentencia la vista judicial motivada por la denuncia de 30 profesores de religión católica e islámica de Melilla contra la decisión del Ministerio de Educación que en octubre llevó a cabo una reducción de su jornada laboral y el despido de tres docentes, en base a una sentencia del Supremo de 2010. Los afectados por estas medidas esperan que la justicia les dé la razón e incluso no descartan llevar a cabo movilizaciones.Según detalló a este Diario el profesor Alberto Vera, ayer se desarrollaron tres vistas relacionadas con las denuncias interpuestas por los profesores de religión de la ciudad contra el Ministerio de Educación. En la primera se vio el caso de un profesor que fue despedido; en la segunda, el caso de tres docentes que desde 2005 son personal público fijo; y en la tercera, el resto de compañeros con la categoría de personal laboral indefinido que se han visto afectados por la aplicación de la sentencia del Supremo de 2010 que les ha supuesto una reducción de la jornada laboral y de los emolumentos.

Desde su punto de vista el juicio, que ha quedado listo para sentencia, “se ha desarrollado más o menos como esperábamos”, en el sentido de que los abogados han expuesto sus consideraciones y el del Ministerio, las suyas. Por tanto, “nos queda esperar”, en especial cuando el Ceuta el caso se juzgó en noviembre y en Aragón en diciembre sin que se haya dictado aún sentencia. “No pensamos que nosotros nos vayamos a adelantar” a estas dos causas.

Apunta Vera que es la primera vez que asiste a un juicio y la percepción “no es ni buena ni mala, solo que la ley tiene matices y será el juez el que tenga que analizar toda la información que tiene antes de dar a conocer su sentencia, pero lo que esperamos es que se cumpla la ley y se respeten nuestros derechos”.

Según señala, el Ministerio no siguió con ellos lo que marca la legislación que señala que el recorte de la jornada laboral de un profesor “se tiene que hacer antes de que se inicie el curso” y a ellos se les comunicó el 20 de septiembre pero “sin notificarlo al comité de empresa y los sindicatos”. Además, no se cumplieron los 15 días de antelación que marca la ley, porque el 1 de octubre se hicieron efectivos los recortes y los despidos.

Se mostró convencido de que si este cúmulo de circunstancias se dieran en una empresa privada “le caería todo el peso de la ley” y se pregunta cómo ha podido pasar en el Ministerio de Educación, porque se está hablando de la administración central. Confían en que la resolución judicial pueda darles la razón y de ser así “tendríamos salvado este curso, pero nos preguntamos qué pasará en el siguiente”.

Explicó que los abogados que les representan han recurrido a dos vías, a la laboral y a la ordinaria, con lo que si la primera no prospera, acudirán a la segunda, aunque su conclusión se prolongará en el tiempo. “Vamos a esperar a que dicte sentencia el juez y en función de eso actuaremos, pero seguiremos haciendo ruido y tal vez con movilizaciones, con lo que haga falta, porque no estamos dispuestos a quedarnos quietos”, apostilló.

El apoyo de todos
Afirma este docente que los sindicatos se han posicionado al lado de los profesores afectados por esta medida ministerial “desde el principio”, así como las asociaciones de padres, y los partidos políticos con los que se han reunido en estos meses, incluyendo el PSOE. Lo que no entienden, es que ni la delegada del Gobierno, Sabrina Moh, ni el director provincial de Educación, Juan Ángel Berbel, no hayan “tenido tiempo para recibirnos”, a pesar de las peticiones realizadas.

Fuente: melillahoy.es